ALEJANDRA SALAZAR PAZ  |   Fotografía: Pixabay  |

‘No es más rico quien más tiene, sino el que menos necesita’. Este refrán popular pierde importancia en el ámbito del periodismo. Y es que siempre se ha dicho que representa el cuarto poder y sus cañones son la información.

El periodismo internacional investiga, analiza, y comunica los acontecimientos que ocurren en un país. Y por el interés que suscita, es difundido por otros. Estar informado de lo que ocurre en un determinado lugar es tan importante, como estarlo de lo que ocurre a su alrededor. Por ello, es tan relevante profundizar en la labor de la cobertura mediática y en su constante adaptación.

Las noticias determinan la manera en la que se ve el mundo. En esto, el periodismo internacional ha perdido significación. Tan solo, las cadenas televisivas americanas han reducido su cobertura periodística internacional a un 22%. Estados Unidos ocupó un 79% en cobertura nacional respecto al total. Del porcentaje restante, el 21% pertenece a noticias relacionadas con Irak y, nada más, que un 1% es dedicado a países como Rusia, China e India.

La muerte de un personaje público en Estados Unidos, acoge un mayor foco de interés que, por ejemplo, el desarme nuclear de Corea del Norte o una inundación en Indonesia.

Mapa del mundo/ Fotografía: Pixabay

¿Hay algún motivo concreto respecto a la desinformación mundial de los jóvenes? La respuesta es: sí, existen varios. Las cadenas de noticias redujeron a la mitad la cantidad de corresponsales internacionales. Además, de la inexistencia de oficinas de cadenas informativas en África, India o Sudamérica.

La falta de cobertura global es más alarmante cuando se comprueba las fuentes de información de la población. Las noticias locales de televisión son la gran apuesta, a pesar de que sólo dedican un 12% de su cobertura a noticias universales. Después de dar numerosas razones acerca de la cobertura internacional, queda demostrado que los jóvenes de hoy en día son más incultos sobre los hechos que ocurren a su alrededor. A pesar de ello, las generaciones actuales muestran un creciente interés en saber más acerca de noticias internacionales.

Este periodismo tiene tres características que deben destacarse: la primera es una dependencia tecnológica, esto quiere decir que necesita una agencia de noticias (EFE, Reuters…), una red de analistas o corresponsales y medios que transcriban las noticias de otras fuentes. La segunda característica es el establecimiento de agencias telemáticas, el público va a solicitar información sobre determinados temas y el medio debe cumplir con la demanda. Y la última es la tendencia a la conflictividad. Este recurso se utiliza para aumentar relevancia y prestigio.

Para evitar desinformación entre la población, tanto periodistas como lectores deben trabajar mano a mano en un trabajo conjunto de aprendizaje e interés mutuo.

Compartir