La tesis doctoral de Patricia Durántez, “algo totalmente vocacional”

1
1047

Patricia Durántez, licenciada en la primera Promoción de Periodismo de la Uva (2003/2008), ha hablado para Inform@UVa de la preparación de su tesis doctoral: Introducción de los medios sociales virtuales en la comunicación corporativa de España.

Fueron sus impulsos vocacionales los que la llevaron a estudiar la titulación. Esa misma vocación la conduciría, poco después, a realizar la tesis.

– “Quise seguir formándome al darme cuenta de que me gustaba mucho estudiar la base teórica del Periodismo”, explica.

Desde el año 2008 hasta 2010, Patricia realizó los cursos de doctorado. Más tarde, la suerte y el esfuerzo quisieron que recibiera una beca para la formación de personal investigador de la UVa

“La beca cubre dos años para que construya el marco teórico de mi tesis y, a mayores, otros dos con un contrato en prácticas”. Así, esta ayuda permite a la joven periodista dedicarse con exclusividad a su investigación, además de colaborar con el departamento donde se enmarca Periodismo en la organización de congresos.

“Siempre me había interesado la comunicación institucional y empresarial”, asegura Patricia. Y como no había profundizado lo suficiente en ese tema durante la carrera, decidió cumplir su objetivo realizando un estudio pormenorizado.

“Por una parte quería seguir estudiando y formándome, especializándome. Por otra parte me gustaba la docencia y la investigación”. Ante esta simbiosis de intereses e inquietudes, la opción de la investigación parecía el camino más indicado.

Tras tomar su decisión, era preciso realizar una nueva elección: el tema de la tesis doctoral. Entre los motivos de mayor peso para que optase por ahondar en la comunicación corporativa, fue determinante que, “justo cuando estaba terminando la carrera”, comenzase el auge de las redes sociales como herramienta para la información y la comunicación. “En ese momento, se empezaba a ver el potencial que iban a tener para permitir que todos los públicos tuvieran el poder de cambiar las cosas”.

Durántez reconoce que los dos primeros años de su tesis se han basado fundamentalmente en la lectura. Superada esta fase, pasará a abordar el marco metodológico desde la escritura. Y es que, al principio, “normalmente tú te fijas unos objetivos, con una serie de hipótesis desde las que construyes unas palabras clave”.  “Es más tarde cuando te planteas qué quieres estudiar, qué resultados esperas obtener y qué herramientas te pueden ayudar a conseguirlo”.

La investigadora realiza su trabajo tanto desde el despacho compartido que le ofrece la Universidad como desde su casa.

“Esto es un trabajo dividido en objetivos, donde tu tutor de tesis observa cómo trabajas”. En su caso, la tutora en cuestión es Salomé Berrocalsu principal apoyo y consejera en la elección del tema.

Sobre su futuro, Patricia no quiere o, mejor dicho, no puede adelantarnos nada. “Ya se verá”, comenta.

Ahora mismo, la joven reconoce que tiene en mente “un proyecto a medio/largo plazo“, seguramente relacionado con la docencia. Sin embargo, hoy por hoy no sé puede saber cuántas plazas saldrán en los próximos años para ser profesor de Universidad”. Lo sabe, pero no parece preocupada. De momento solo debe centrarse en su tesis, que “se presentará en 2015”.

Con la beca, nuestra entrevistada se siente una privilegiada. Hace lo que le gusta y obtiene una remuneración para que se especialice. Lo reconoce sin tapujos: “soy afortunada”.

Al finalizar la entrevista, Patricia recomienda hacer la tesis a “quienes tengan vocación docente e investigadora; a personas autocríticas, que sepan administrar su tiempo y sean exigentes y disciplinadas”. La creatividad, por cierto, también es importante… “Tienes que crear algo nuevo”.

S.A.Guijarro

1 Comentario

Comments are closed.