“Estar en Valladolid tiene muchas ventajas”

5
1573

Salomé Berrocal no titubea al afirmar que el título de periodismo en la Universidad de Valladolid es de gran valor.

Para el primer número de Informauva, entrevistamos a una de las profesoras que más ha impulsado el proyecto. Salomé Berrocal Gonzalo es profesora titular de Periodismo en la Universidad de Valladolid y especialista en el campo de la Comunicación Política. Además es la coordinadora de los Planes de Grado en Periodismo en la UVa.

Ha impartido clases en la Universidad San Pablo-CEU de Madrid así como  en diferentes Máster. Destacan sus artículos,  su labor como investigadora, y su participación en la organización de Congresos Internacionales de Comunicación.

Como periodista ha trabajado en radio: Antena 3 y la COPE y en televisión: TVE-1, donde fue jefe de informativos para los programas regionales.

Inform@UVa- ¿ Qué le llevo a centrar sus estudios en el infoentretenimiento político?

Salomé Berrocal- Realmente mi campo de investigación es la comunicación política. Cuando trabajaba en  TVE siempre que hacía seguimiento de campañas electorales como periodista me preguntaba si mi trabajo tenía repercusión en la decisión de voto o en el telespectador de cierta manera, y a partir de ahí centré mi investigación en la comunicación política. En el año 2000, cuando estaba trabajando con mi equipo de investigación, observamos que además de los informativos había programas, que nosotros llamamos de infoentretenimiento, que ofrecían un tipo de información desde el humor, desde la parodia, y que podían tener algún tipo de incidencia en la decisión de voto. Desde ese momento comenzamos a trabajar en esa idea.

I.- ¿Pensó alguna vez en ser profesora?

S. B.- Creo que cuando estaba sentada en el aula como alumna jamás me plantee ser algún día profesora, pero la vida abre puertas inesperadas. Sí tuve claro cuando terminé quinto que quería seguir estudiando, sí que supe que quería hacer el doctorado, y de alguna forma eso me llevó a la enseñanza.

El hacer el doctorado, el que en un momento determinado, a pesar de estar trabajando en un medio de comunicación me ofrecieran la posibilidad de dar clase, hizo que un día tuviera que decidir en qué terreno moverme: en el de la investigación o en el del periodismo. Entonces decidí que quería dedicarme a la docencia y a la investigación.

I.-  Al ser coordinadora del grado de Periodismo en la Universidad de Valladolid, ¿Qué aporta esta universidad a los estudios de Periodismo que no lo hagan otras?

S.B.- Creo que tiene muchísimas ventajas estar en Valladolid. Ventaja número uno: todavía tiene un número de alumnos dentro de la titulación, lo suficientemente pequeño  y reducido – y se va a mantener así- como para que el profesorado pueda “mimar” y cuidar esa titulación.

Tiene un segundo factor importante: las infraestructuras. Estamos en una facultad relativamente moderna como edificio. Tenemos la posibilidad de acudir al plató de TV, contamos con una emisora de radio, y yo creo que estamos intentando invertir desde el área con los pocos recursos que tenemos para hacer una titulación más fuerte.

Hay un tercer valor. Al ser una titulación reciente, se incorpora profesorado joven, que también trae nuevas ideas y muchas ganas de trabajar, y eso no se percibe a veces en Universidades con cierta antigüedad.

Otro elemento muy positivo es el alumnado. Mi mayor ayuda en los seis primeros meses de mi estancia en Valladolid fue el encontrarme un alumnado muy receptivo, con ganas de trabajar, de colaborar, y que valoraba mi trabajo. Estas son grandes ventajas para estar en Valladolid.

De hecho, tenemos una encuesta reciente en la que en torno al 97% de los estudiantes de periodismo de la UVa que han terminado, aseguran que volverían a estudiar lo mismo en la misma Universidad, puntuando los estudios de periodismo con un 7,5. Además valoran mucho la docencia recibida.

I.- Hablaba del alumno como un factor clave para la licenciatura y el grado de periodismo en la UVa. ¿Cómo valora las promociones de periodismo formadas en la UVa?

S.B.- El alumnado cambia porque cambia también su entorno. En las últimas entrevistas a alumnos, porque he impartido cursos de licenciatura, la idea que tenían era de trabajar en su tierra, al lado de casa, y creo que han abierto los ojos al mundo, en parte porque tienen profesorado de fuera. El entorno es un condicionante,  y los medios de comunicación nos enseñan que el mundo está abierto para buscar trabajo y llamar a distintas puertas.

Hay diferencias entre los estudiantes de grado y licenciatura. Los primeros tienen la suerte de tener un programa mucho más periodístico, muy pensado en el futuro y el presente, con muchas asignaturas de tecnología, con muchos idiomas en la carrera, con la posibilidad de especializarse en distintos tipos de periodismo, con prácticas obligatorias dentro de la carrera. Algo que no han vivido los alumnos de licenciatura. Si bien es verdad que los alumnos de licenciatura que tienen al lado a los de grado, tratan de espabilar, podríamos decir, y de afrontar el futuro con cierta valentía.

I.- Siendo tan importante periodismo para la Universidad de Valladolid, ¿por qué aún carecemos de un departamento propio?

S.B.- Porque no es posible legalmente. Hay una normativa dentro de la Universidad que exige un número de doctores, un número de profesorado… y el área de periodismo es reducida, por lo tanto no se trata de que no haya disposición por parte de las autoridades de la Universidad, sino de que existe un reglamento que debe ser aplicado, y nosotros todavía no lo cumplimos.

I.- ¿Y se puede cumplir a corto plazo?

S.B.- Desafortunadamente no nos acompañan los mejores tiempos en casi ningún apartado. Ahora mismo hay plazas que se van convocar, que están aprobadas, para profesores de periodismo que sean doctores, que cumplan con las acreditaciones oportunas. Sin embargo, ahora mismo podríamos decir que la situación está congelada. La crisis nos afecta a todos.

I.- No tenemos departamento, pero sí una revista. ¿Crees que es beneficiosa para los estudiantes?

S.B.- El objetivo es que sea beneficiosa tanto para estudiantes como para profesores. Se trata de tener un escaparate de nuestra titulación. Esto es un trabajo en equipo, no solo la revista, sino el propio título. Los alumnos tienen que hablar bien de la titulación, igual que yo hablo bien de ellos o la carrera, porque creo en ellos y pongo tesón para que las cosas funcionen.

Espero que el alumno pueda encontrar en la revista información del grado, del máster que tenemos en la facultad de Filosofía y Letras, pero que pueda además encontrar información de otros cursos, otros máster, ofertas de empleo, becas… todo aquello por lo que se pregunta un alumno cuando pasa su primer ciclo. También para conocer mejor a otros profesores, saber cuál es su formación… Es el sueño de cualquier estudiante: tener una página web en la que encontrar información centrada en sus intereses.

I.- Por último, ¿qué consejo darías a los alumnos de periodismo para una buena formación?

S.B.- Tener curiosidad. Es  algo innato en una persona que decida estudiar Periodismo. Debe además mantenerla a lo largo de los cursos. Eso se refleja en querer saber más. Por supuesto es importantísimo conocer idiomas. Y sobre todo, nuestra actitud: continuar leyendo, aprendiendo sobre nuevas tecnologías, buscando una formación especializada… La persona que está  siempre dispuesta a trabajar se tiene muy en cuenta.

5 Comentarios

Comments are closed.