MÍRIAM FERNÁNDEZ GIL  |  Fotografía: Míriam Fernández  |

En Inform@Uva hemos tenido el placer de charlar con David Frontela Moro, Licenciado en Periodismo y actual profesor de Periodismo Especializado en la Facultad de Filosofía y Letras de Valladolid.

Pregunta: Buenas tardes David, comienzo preguntándole ¿Cuál es su escritor favorito?

Respuesta: Son muchísimos pero hay un escritor, no tanto desde el punto de vista de la calidad literaria, pero sí desde el punto de vista emocional. Es Leopoldo María Panero.

P: ¿Referente periodístico?

R: La gente que trabaja en la redacción de los periódicos locales. Hay grandísimos profesionales que llevan años haciendo que su ciudad sea mejor y que sin nombre hacen un trabajo excepcional desde todos los puntos de vista, periodístico, literario, divulgativo, de control y fiscalización cuando es necesario, pero también de sentirse orgulloso de donde eres.

P: ¿Último libro que ha leído?

R: Una recopilación de un poemario de Pizarnik, francamente interesante.

P: ¿Último lugar al que ha viajado?

R: Roma.

P: ¿Música o cine?

R: Cine.

P: ¿Le gusta más ser periodista o profesor?

R: Me gusta ser más profesor de periodismo.

P: ¿Cómo y cuándo decidió ser profesor?

R: Pues gracias a un buen amigo, maestro de la Facultad de Filosofía y Letras, cuando se inició el desarrollo y el diseño de los estudios de Periodismo, me pareció que el proyecto era ilusionante y por suerte me pude sumar a él.

P: ¿Qué pasos tuvo que seguir?

R: Los pasos que se siguen para ser profesor asociado son el hecho de tener la Licenciatura correspondiente al área de conocimiento en el que vas a impartir clase, pero sobretodo, en mi caso era necesario para poder acceder, era tener experiencia profesional. Por lo tanto, tener una Licenciatura y la experiencia profesional que supuestamente pueda aportar a los estudios de Periodismo.

P: ¿Le fue difícil conseguir trabajo de profesor?

R: No, vino todo muy rodado. Fue un grupo de personas que había colaborando en el desarrollo de los estudios de Periodismo, en el diseño de las asignaturas, en el diseño de lo que era entonces la Licenciatura. No eran unos estudios muy conocidos por lo tanto quienes concurrimos a ser profesores fuimos poquitos. No es por quitarnos mérito pero no fue una convocatoria con mucha repercusión porque no existía y los que estábamos más cerca participamos de ello.

P: ¿Quiere acabar su etapa profesional como periodista o como profesor?

R: Me pones en un aprieto, me encantaría seguir como hasta ahora.

P: ¿Qué le aporta la enseñanza?

R: Me aporta un punto de sinceridad muy importante. Yo no sé si será útil o no pero a los alumnos intento contarles la verdad y ese punto de sinceridad a veces es muy difícil en las líneas de un periódico porque no tienes tiempo o no tienes espacio para contar intrahistorias, anecdotarios porque el espacio es limitado, el tiempo es siempre muy fugaz y sin embargo una clase de la Facultad te permite desarrollar los temas de manera muy diferente. Contando los entornos, contando la contextualización, contando por qué que muchas veces en la celeridad del periodismo diario nos impide hacer o hacemos mal.

P: ¿Ve más salidas profesionales en la enseñanza o en el Periodismo?

R: Yo sigo confiando en el Periodismo, probablemente los puestos de trabajo no vayan a ser como los que hay hoy, pero eso va a pasar en todas las profesiones, en todas las ramas del saber. Lo que es el catálogo de puestos de trabajo va a cambiar, pero creo que va a seguir siendo necesario que los periodistas y la sociedad sean conscientes de que el tratamiento profesional de la información es algo que no nos sirve sólo para tener trabajo a los periodistas, sino para tener una sociedad mejor, para que realmente sigamos siendo una sociedad democrática. Es imprescindible que siga habiendo ese tratamiento profesionalizado de la información.

P: ¿Qué le ha aportado el periodismo?

R: Conocer y vivir situaciones privilegiadas, estar en sitios y lugares con gente y personas excepcionales que normalmente el ciudadano de a pie no tiene oportunidad de mantener contacto o verlo desde ese punto de vista porque son espacios acotados. El Periodismo me ha permitido hacer cosas de esas fantásticas.

P: ¿Volvería a estudiar esta carrera?

R: Sí, además guardo muy buenos gratos recuerdos de los años en la Complutense, fueron años maravillosos.

P: ¿ Cuál es la especialidad del Periodismo que más le gusta?

R: Desde luego el Periodismo político, sin duda. Creo que es la base de todo lo que estaba diciendo, al final te permite estar en espacios privilegiados desde el punto de vista del contacto con personas, del conocimiento y te permite también colaborar en cierto modo en hacer que las cosas vayan mejor.

P: ¿Qué consejo le daría a los futuros periodistas?

R: Pocos consejos, que tengan criterio y criterio propio, que las cosas que vayan a hacer, sean las que sean, sepan porqué las hacen, sólo eso, criterio propio. Lo que vayas a hacer, independientemente de lo que sea, en el sentido que sea, en la tendencia ideológica y periodística pero que lo hagas conscientemente. Que tengamos un criterio.

P: Muchas gracias por colaborar con nosotros, ¡Ha sido un placer conversar con usted y que nos haya concedido esta entrevista!

R: El placer es mío, ¡Muchas gracias a vosotros!

Compartir