Cómo realizar tus mejores prácticas en empresa

2
895
Prácticas en Empresa
Imagen Prácticas en Empresa InformaUVa
DIEGO ARIAS MARTÍNEZ  |  Fotografía: Pixabay

¿Ya has sentido la llamada de las prácticas en empresa? ¿Te apetece trabajar como becario en tu medio de comunicación favorito? Algunos estudiantes no pueden esperar hasta el último año del Grado para hacerlas y ya empiezan a moverse en otros cursos. Estas suponen el primer contacto entre universitarios y empresas, además de un pequeño periodo de prueba en el mercado laboral. Esta formación pueden llevarla a cabo todos aquellos estudiantes que se hayan matriculado en la asignatura, los que ya hayan superado el 50% de créditos de su titulación y los que ya hayan hecho prácticas anteriormente, siendo estas consideradas como extracurriculares.

La charla tuvo lugar en el Salón de Grados de la Facultad de Filosofía y Letras de la mano de Virginia Martín, licenciada en Historia y Periodismo por la UVa y en Ciencias Políticas y Sociología por la UNED, en la que explicó los entresijos y la importancia de estas prácticas. Con ellas se pretende acercar a los estudiantes a lo que será su futuro laboral, que profundicen conocimientos y los demuestren aplicándolos al trabajo. Sin embargo, es importante apuntar que estas actividades no son un contrato laboral sino un programa formativo.

Tipos de prácticas

Existen dos tipos: curriculares y extracurriculares.

  • Curriculares: suponen 300 horas y 12 créditos académicos. Es importante recordar al alumnado que no podrán acumularse horas de prácticas, sino que estas han de durar 300 horas siendo en la misma empresa. Por ejemplo, no se pueden realizar 100 horas en una, 50 en otra y 150 en una tercera. La totalidad de las 300 horas ha de ser en la misma.
  • Extracurriculares: duración inferior o superior a 300 horas, teniendo como tope un total de 750.

Además, en cada curso existe un tope máximo de 900 horas que coincide con el número total de horas que pueden realizarse en una misma empresa.

¿Cómo empezar?

El alumno debe darse de alta en la aplicación de prácticas y tener superados, al menos, el 50% de los créditos, o estar matriculado en la asignatura del mismo nombre de cuarto curso. Las ofertas de empleo están disponibles en el portal entre el 1 de septiembre y el 30 de junio y son publicadas los viernes en periodo lectivo. Además, es importante destacar que los alumnos sin prácticas hechas tienen preferencia sobre los que ya las han hecho.

Pasos a seguir

  • Darse de alta en la app Empresa y Empleo e incluir un Currículum Vitae.
  • Estar atento a las ofertas de cada viernes y solicitar aquella que nos interese.
  • Esperar la decisión de la Empresa y superar el proceso de selección.
  • Seguir los pasos que Empresa y Empleo nos indique a través del correo electrónico de la universidad.

Para las prácticas en empresa se nombran dos tutores encargados de supervisar y ayudar al alumno en todo momento: el tutor académico (aquel nombrado por la universidad que supervisa el aprendizaje del alumno desde el centro) y el tutor de la empresa (aquel que revisa el trabajo realizado por el alumno y sirve de enlace entre la universidad y el estudiante).

La empresa envía unos informes finales en los que explica qué ha hecho su universitario en prácticas y valora el trabajo realizado. Estos documentos son fundamentales, puesto que en ellos viene una calificación y puede influir una bajada de nota en la calificación universitaria del estudiante si éste no cumple con sus obligaciones.

Las obligaciones del alumno son:

  • Cumplir con la normativa y el plan formativo.
  • Contactar antes de comenzar las prácticas con el tutor académico y mantenerle informado del progreso.
  • Una vez finalizadas, debe contactar con el tutor académico y entregarle la memoria de las prácticas –se puede seguir un modelo, disponible en el portal de prácticas- en un plazo máximo de treinta días.
  • Rellenar el informe online –cuestionario disponible en Empresa y Empleo- en un plazo máximo de treinta días.

Escoge por ti mismo el medio que quieras

Como se ha mencionado anteriormente, para conseguir una práctica hay tres opciones disponibles:

  • Superar el proceso de selección de la empresa. Es el más utilizado. El alumno envía su CV y espera la decisión final que dependerá, obviamente, de la empresa.
  • Método de asignación directa. La decisión también recae en la empresa ya que es esta la que solicita que un alumno realice su formación con ellos; sin embargo, tiene poco uso por temas burocráticos.
  • Iniciativa del alumno. Se trata de que el alumno se mueve por sí mismo y rellena un cuestionario online con el que realiza una solicitud de autorización académica de prácticas.

 ¿Se puede renunciar a una práctica?

Se pueden considerar causas procedentes:

  • La firma de un contrato de trabajo en la misma entidad u otra distinta.
  • La asignación al estudiante de tareas no vinculadas a lo establecido en el proyecto formativo ni a la titulación que cursa el estudiante.
  • El trato vejatorio o acoso de cualquier tipo llevado a cabo por el tutor o cualquier otro trabajador de la empresa al estudiante.
  • Cualquier otra situación que el tutor académico considere procedente.

Lo más importante para realizar unas prácticas es una buena actitud. Si a esto le sumas esfuerzo, trabajo e ilusión, tus prácticas serán todo un éxito.

Para más información, cualquier alumno puede consultar el portal de Empresa y Empleo de la Universidad de Valladolid.

2 Comentarios

Comments are closed.